Viola la JFCA disposiciones de la 4T

Viola la JFCA disposiciones de la 4T
Dependencias
Tipografía

La Junta Federal de Conciliación y Arbitraje hace “oídos sordos” a las disposiciones del presidente Andrés Manuel López Obrador referente a la administración pública y mantiene una plaza de Dirección Adjunta a nombre de Pedro Urbano Sánchez.

De acuerdo con un memorándum girado por la oficina del Presidente, hay nueve puntos dentro de las medidas en materia de nómina y servicios personales para mandos y enlaces y en el sexto se lee: “se eliminarán las plazas con nivel de Dirección General Adjunta, creadas injustificadamente por gobierno de Felipe Calderón”.

Urbano Sánchez un funcionario de pobre ética, fue en el sexenio pasado artífice de un sinnúmero de actos de corrupción dentro de la Junta, utilizando la Unidad de Quejas para sancionar y separar de su empleo injustificada y arbitrariamente a diversos servidores públicos.

De tal forma, que ahora llama la atención que forme parte de la Cuarta Transformación con el apoyo y confianza de la nueva titular, María Eugenia Navarrete Rodríguez.

La Unidad de Transparencia de la Junta Federal de Conciliación de Arbitraje y en solicitud por correo electrónico, hizo saber que:

“Posterior a la fecha del 31 de mayo, en la plantilla de personal de la Junta solo existe una plaza de Director General Adjunta que corresponde a la Dirección General Adjunta de Quejas y Denuncias y Responsabilidades ocupada por el licenciado Pedro urbano Sánchez, adscrito al área de Presidencia”.

Importante será que la nueva Secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde Luján, ponga una solución urgente a este vicio heredado en la JFCA, ya que, por lo que respecta a la nueva presidenta, pareciera que no tiene la intención ni el carácter para resolverlo.