¿Y para qué los exámenes a los precandidatos?

¿Y para qué los exámenes a los precandidatos?
Desde el Balcón
Tipografía

La propuesta del precandidato del PRI y sus aliados, José Antonio Meade de someter a exámenes toxicológicos y físicos a sus adversarios, nos parece una ocurrencia, nada más. Claro que debemos tener a un presidente sano en todos los aspectos, pero de eso, a que ahora están pidiendo exámenes, hay una aberración, qué caso tiene, porque al llegar a la Presidencia, se puede someter a tantas y tantas valoraciones médicas, que todo le saldrá gratis.

Recuerden que los últimos tres presidentes (Vicente Fox, Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto) fueron sometidos  a operaciones en sus respectivas gestiones.

Fox fue intervenido de una hernia discal en marzo del 2003; Calderón de una rodilla en el 2006 y Peña Nieto de una vesícula biliar en junio del 2015. ¿O sea, el que no se sometan a un examen les impedirán ser presidentes?

La petición de Meade, ocasionó diferentes reacciones y por ejemplo, Ricardo Anaya del PAN, aceptó estar dispuesto a practicarse el test, pero reviró al precandidato tricolor que mejor “debería de hacer un examen de conciencia” por todo lo malo que el PRI hace al pueblo.

Luego, el morenista Andrés Manuel López Obrador aseguró sufrir de hipertensión, además de que se toma un “coctel de cápsulas”.

Imagínense esta  invitación en precampaña ¿Qué podemos espera cuando verdaderamente se suelten los golpes?

++++

Seguramente ya se dieron cuenta que a los políticos les gusta andar en el lodazal, “revolcándose” a donde algún partido les de la oportunidad.  Lo cierto que al llegar Morena al tapiz electoral, muchos que salieron del PRD principalmente, levantaron la mano y ahora aspiran a otra nueva oportunidad de gobernar, bueno, no, de llenarse los bolsillos de dinero. El caso más simbólico de los chapulines mexicanos lo representa Víctor Hugo Romo que luego de ser delegado por este partido en la Miguel Hidalgo, se convirtió en diputado local también del PRD y ahora, de un salto desde la Asamblea, quiere otra vez la MH, por Morena, que de pronto este partido está volviendo tan corrupto como los demás. A Romo, Xóchitl Gálvez, delegada en funciones, no lo baja de inmundo y si ella lo dice, por algo será.

La actriz (a la baja) María Rojo que fue delegada, diputada federal y hasta senadora por el PRD, regresa, por Morena para aspirar a Coyoacán, donde gobernó del 2002 al 2003.

Armando Quintero fue delegado en Iztacalco, ex presidente del PRD capitalino y diputado local quiere de nuevo esta demarcación.

Y así podemos seguir contando de políticos que saltan de un lado a otro por “intereses mezquinos”, diría Jesús Zambrano, el vicecoordinador de diputados en San Lázaro por el PRD.

++++

Desde hace tiempo comentamos en este espacio que lo único que podríamos aplaudir de Donald Trump, el presidente estadunidense, es que puso a “trabajar horas extras” a los funcionarios mexicanos con sus propuestas racistas que golpean a los nuestros en Estados Unidos. Pues bien, esperamos que efectivamente, los encargados de las finanzas mexicanas reaccionen ante la nueva reforma fiscal en Estados Unidos que dicen, nos pueden pegar muy fuerte, de tal forma que nuestros flamantes funcionarios públicos tienen una nueva tarea. Ojalá y se apliquen.

Nuestros Columnistas

Sidebar - Interiores - Microsoft